Alea presenta su disco ‘Alborotá’

ALEA ESTRENA SU ÁLBUM ‘ALBOROTÁ’

El esperado álbum rompe los moldes de la música latina y las dinámicas de producción digitales. Además de los seis singles hasta ahora revelados, ‘Alborotá’ se completa con cuatro temas tan diversos como enérgicos.

A lo largo de los últimos dos años, la cantante y compositora colombiana avecindada en el Bronx, Alea, nos ha ido deslumbrando con paciencia, constancia y un derroche de talento pocas veces visto.

Y es que, una a una, las canciones que conforman ‘Alborotá, su segundo álbum de larga duración, han ido encontrando sus propios caminos desde el momento de su composición hasta el encuentro de su público. 

‘Alborotá’ es un disco singular, pues rompe muchos de los moldes que se han creado en torno de la música latina y de la música, en general.En primer lugar porque su expresividad se aleja de los clichés contemporáneos al tiempo que renueva las tradiciones sonoras de toda Latinoamérica.

El álbum combina de forma única el folclore latino como la cumbia, el porro, el currulao y el vallenato con el pop, el afro y los sabrosos ritmos latinos filtrados a través de su lente personal de fuerza, feminismo y perseverancia.

Esa apertura, ese abrazo sincero a la mezcla y el encuentro… esa voluntad de quiebre y reconciliación, se deja sentir desde el título de la placa, pues el término alborotá delata inquietud, sensualidad, rebeldía y una alegría que se desborda. Actitud que se filtra en las palabras de Alea al definir su nuevo álbum: “Decidí que no podía dejar que otras personas y el entorno dictaran mi libertad: a quién elegía amar y cómo decidía hablar de mis verdades. Mi música se convirtió en un reflejo de ello. Ser audaz, feroz y sin pedir disculpas”.

Producido por Sinuhé Padilla Isunza, quien comparte con Alea esa actitud de renovación y búsqueda constante, en Jarana Records, ‘Alborotá’ se desmarca también de las lógicas de la producción digital, pues su construcción parte únicamente del uso de instrumentación acústica, toda una rareza en estos tiempos. Su ánimo de fusión, su fuerza femenina y su amor por la tradición hacen de ‘Alborotá’ una joya nacida del amor rebelde. Los encuentros de ‘Alborotá’ no se limitan a la fusión en el discurso: son una realidad concreta, la misma que circunda a Alea en ese punto multicultural del orbe llamado Nueva York.

El álbum brilla con la ayuda de los amigos y colaboradores de Alea, entre ellos los artistas ganadores del Latin GRAMMY Felipe Fournier(vibráfono en “Échale Sal”), Luisa Bastidas (violín en “Alborotá”) y Jackie Coleman (trompeta en “No Me Apaga Nadie») de Flor de Toloache, y la nominada al Latin GRAMMY Sonia De Los Santos (voz en “Tú, Solo Tú”). 

Alea añade: “Entre los amigos también contamos con artistas de talla mundial como Renee Goust, Elena Moon Park, Jaime Ospina, Miche Molina, George Sáenz, Juan Ruiz y Kika Parra. Nuestro ritmo y nuestro groove lo puso el increíble Franco Pinna en la batería. También contamos con la ayuda y los oídos de amigos como Kamilo Kratc, Nacho Molina y Luis F. Herrera, que escucharon las mezclas y nos dieron su opinión. Todos los arreglos fueron escritos por Sinuhé Padilla-Isunza y por mí. Todo el álbum fue masterizado por el ganador del GRAMMY, Luis F. Herrera”.

Hasta el momento conocíamos seis sencillos de su próximo álbum en los que hemos podido conocer la versatilidad de Alea y confirmar que es una de las artistas más inquietas, abiertas y eclécticas del momento.

‘Alborotá’ se completará con cuatro temas tan sorprendentes como sus antecesores: “Arrullo”“La Lejanía”“Nuestro Juramento” y el que será el último single con video de este magnífico viaje: “No me apaga nadie”.

La canción promocional «No Me Apaga Nadie» es el cierre perfecto pues, en palabras de Alea: “El título hace referencia al fuego interior, al fuego que eres. No permitir que nadie te atenúe. Es una llamada a la rebeldía y a la libertad en una sociedad en la que tienes que abrirte paso para formar parte de la conversación.”Todo está dispuesto para dejarnos sorprender por el espíritu creativo, inquieto, rebelde y sensual de Alea, una ‘Alborotá’ por nacimiento y convicción.

            LO QUE CONOCÍAMOS DE ALBOROTÁ

El 31 de mayo de 2019 comenzó un intenso viaje de la mano de Alea. Ajena a los tiempos voraces de la industria discográfica, ‘Alborotá’ se ha detenido el tiempo necesario en cada emoción evocada, en el desarrollo de la historia detrás de cada canción. Hasta el momento, nos hemos transportado seis veces: del groove de “No Hay Ná” a la profundidad de “Inspírame Madre” y de ahí a la fortaleza de “Alborotá”, que despliega todo un manifiesto de vida antes los oídos del público. 

Más tarde, Alea nos llevó a un páramo poblado de recuerdos transgeneracionales con esa mágica versión de “Tú, Solo Tú”. Saltamos con ella hasta una de las composiciones más ambiciosas de todo el disco, “Échale Sal”, y cerramos el viaje con una pieza que nos demuestra cómo la nostalgia y la alegría, aparentes extremos, se tocan en un solo momento de “Aire Guajiro”No Hay Na’ vio la luz en 2019 y es el primer sencillo de un álbum enraizado en el empoderamiento femenino y latino, así como en la exploración de géneros musicales urbanos y tradicionales de Colombia, México y el Caribe. Luego le seguiría ‘Inpírame Madre‘ que habla sobre la sanación de aquellos que han sufrido el silencio, el desplazamiento y la violencia. 

Es una canción que llega al alma con sabor a bullerengue, currulao y huapango. Alborotá‘ junto a Luisa Bastidas le da nombre al álbum y es una canción para celebrar a las mujeres guerreras e irreverentes. Fue su forma de decirle al mundo «Esto… Si, todo esto, es lo que soy… Y ojalá, tú tampoco quieras ser como nadie más».La versión de ‘Tú, Sólo Tú junto Sonia de Los Santos es un homenaje a la composición de Felipe Valdés Leal que ha logrado cautivar corazones en la voz de artistas como Pedro Infante y Alejandro Fernández, pero que logró enamorar a Alea en la voz de Selena.Échale Sal‘ hace referencia a nuestras tradiciones, saberes y costumbres que son ese condimento, esa ‘sal’ que nos hace únicos y que se vuelve el motor de conglomerados como Nueva York, Medellín o Bogotá.Con un aire melancólico y muy personal, Alea nos muestra un pedacito de su infancia y de su historia en ‘Aire Guajiro’. La canción está influenciada por el Paseo Vallenato de provincia, pero con una armonía contemporánea y juguetona. En el escenario Alea presenta un ensamble de melodías poderosas, ritmos de la tierra y sentidas conversaciones musicales provenientes del detallado y respetuoso trabajo en cada instrumento.

La comunión de la cumbia, vallenato y rancheras, con jazz y landó. Crea un universo sonoro vivo, ancestral pero a la vez neoyorquino.El proyecto musical de Alea es todo un concepto visual y sonoro. En la parte gráfica, se inspira en lo latino urbano y su conexión con la tierra y lo tribal; una conspiración visual con Tobías Arboleda, ilustrador y director visual detrás del nuevo álbum