En un momento histórico para la industria musical, la dinastía Fernandez se presentó en Los Grammy

LATIN GRAMMY®

cid:image003.jpg@01D59B8D.12EAA800

La vigésima edición de los Latin Grammy® pasará a la historia por un hecho inédito: por primera vez en la historia de la música se unieron las tres generaciones de la Dinastía Fernández, la legendaria familia mexicana, para presentarse en vivo con una magistral interpretación, anoche en Las Vegas.

“La vida me ha dado mucho. Soy un hombre agradecido de mi familia y de mi música”, fueron las primeras palabras que se escucharon de la voz de Vicente Fernández como introducción a la actuación de su nieto, que fue acompañado por el mariachi Sol de México de José Hernández.

El más joven de la dinastía, Alex Fernández, inició con “Te Amaré”, sencillo con el que debutó en su prolífica carrera musical y que le valió su primera nominación al Latin Grammy, seguido de su padre Alejandro Fernández, que fue ovacionado al cantar su más reciente éxito.

“La música es como mi familia: laten en mi corazón para siempre” fue el preámbulo para la aparición de don Vicente Fernández sobre el escenario, que causó una gran emoción y sorpresa enloqueciendo al público presente. Y es que no esperaban volver a ver en vivo a su ídolo después de que hace unos años anunció su retiro.

El mayor de la dinastía, por esta gran celebración de aniversario, accedió a hacer esta presentación especial debido al tamaño del evento: La vigésima edición de los Latin Grammy, en la que, además, él y su nieto, Alex Fernández, el Heredero del Mariachi, compartieron nominación en la categoría de Mejor Álbum De Música Ranchera/Mariachi.

De entre los cientos de éxitos que tiene el mayor de los Fernández, para esta presentación escogió “La Derrota”, de su álbum del 2007 Vicente Fernández para Siempre. Una canción que sin interrupción unió con “Volver, Volver” un clásico lanzado originalmente en 1972 para el que pidió la compañía de su hijo Alejandro y su nieto Alex Fernández, quienes coronaron el musical con el derroche de talento que presentaron por esta ocasión a La Dinastía Fernández sobre el escenario.

Pocas veces, en la disciplina que sea, se puede hablar de tres generaciones que compartan no sólo el amor por un arte, sino que se expresen con talento. Y esto ocurre en México con la Dinastía Fernández, cuyo pilar, Vicente, no sólo ha dotado al país con un catálogo musical entrañable, sino ha sido guía para Alejandro y Alex, dos íconos de la ranchera mexicana que continúan el legado de don Vicente. Alex, incluso, se encuentra desarrollando una carrera como pocas, gracias a la producción ejecutiva y guía de don Vicente que le hicieron estar doblemente nominado al Latin Grammy, no sólo por Mejor Álbum de Música Ranchera sino también por Mejor Canción Regional Mexicana.

57 comentarios sobre «En un momento histórico para la industria musical, la dinastía Fernandez se presentó en Los Grammy»

  1. Pingback: top ed pills
  2. Pingback: ed medications
  3. Pingback: cialis for sale
  4. Pingback: walmart pharmacy
  5. Pingback: walmart pharmacy
  6. Pingback: Get cialis
  7. Pingback: generic cialis
  8. Pingback: levitra price
  9. Pingback: levitra 10mg
  10. Pingback: levitra price
  11. Pingback: what is viagra
  12. Pingback: casino games
  13. Pingback: tadalafil 40 mg
  14. Pingback: payday advance
  15. Pingback: instant loans
  16. Pingback: personal loans
  17. Pingback: viagra pills
  18. Pingback: generic for cialis
  19. Pingback: elvis
  20. Pingback: Bovada
  21. Pingback: 5 mg cialis
  22. Pingback: generic for cialis
  23. Pingback: generic cialis
  24. Pingback: cialis to buy
  25. Pingback: discount viagra
  26. Pingback: slot games
  27. Pingback: real money casino
  28. Pingback: casino gambling
  29. Pingback: viagra online usa
  30. Pingback: viagra alternative
  31. Pingback: tadalafil 10 mg
  32. Pingback: cialis prices
  33. Pingback: cialis from india
  34. Pingback: tadalafil
  35. As a class, although PDE5 inhibitors canful attain utmost observed plasm concentrations (Cmax) in as small
    as 30 minutes, the medial multiplication to utmost
    assiduity (Tmax) are 60 minutes for sildenafil and vardenafil and 2 hours
    for tadalafil. For avanafil, a median Tmax of 30 to 45 minutes is reported, peradventure translating to a quicker
    oncoming of action; however, the factual clinical meaning has non been compulsive. http://lm360.us/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.